la pandemia dispara la morosidad el 32%


Barcelona, 04 de julio de 2020
(10:55 CET)

La crisis ha llevado a numerosas familias a tener que pedir aplazar sus deudas. Los asalariados en ERTE que todavía no han cobrado o los autónomos en el sector del comercio o la hostelería que han visto menguar a mínimos su actividad son algunos de los principales afectados.

En junio, a pesar de la vuelta a la actividad económica, las solicitudes de moratoria en el pago de créditos ha crecido a un ritmo del 32%, como figura en los registros del Banco de España. Con esto, el crédito total afectado por estas suspensiones en España supera los 41.000 millones de euros (el 6% del total).

Hasta el día 30 del mes pasado, los hogares españoles habían registrado más de 1,3 millones peticiones para que se aplazaran las letras de sus deudas hipotecarias o vinculadas al consumo. Respecto al pasado mes de mayo se suman 322.000 peticiones.

Las nuevas moratorias que se han registrado en el mes de junio se agrupan en su mayor parte en la iniciativa puesta en marcha de manera voluntaria por los bancos como alternativa a la moratoria aprobada por el Gobierno al iniciarse el estado de alarma, según concreta El Mundo.

Ambas se diferencian porque el aplazamiento del Gobierno afecta a la totalidad de la letra (principal más intereses) pero se limita a tres meses. En cambio, la propuesta de los bancos tenía una vigencia de hasta 12 meses y los clientes debían seguir pagando únicamente los intereses durante este periodo. Tambien tiene criterios de acceso por ingresos más flexibles que en la moratoria fijada por Real Decreto-Ley. 

La tasa de impagos oficial se mantiene

A pesar de que han aumentado notablemente las moratorias, la tasa de impagos oficial sigue estable. Esto ocurre porque los bancos no tienen la obligación de contabilizar estos créditos como morosos por el contexto de crisis.

La tasa real de morosidad bancaria se mantuvo en abril en el 4,7%, aunque las entidades y el Banco de España esperan que, tarde o temprano, suba considerablemente por la caída de la economía del país.

Serán importantes las líneas ICO para este desarrollo. Estas ayudas concedidas por los bancos incluyen un aval de hasta el 80% por parte del Estado y, hasta el día de hoy, se han concedido 85.000 millones. La mayor parte se han dado a autónomos con una carencia de 12 meses en el pago. Esto implica que deberán devolverse en la próxima primavera, en caso que hayan conseguido sobrevivir a la crisis.


Si le ha interesado esta información, únase a nuestro canal de Telegram para recibir toda las novedades nacionales e internacionales que publicamos sobre el coronavirus: https://t.me/economiadigital_es




Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *