Cataluña suma nueve muertes y 25 brotes


Barcelona, 11 de julio de 2020
(19:19 CET)

El coronavirus está desbordando a la Generalitat, que llevaba meses reclamando el mando al Gobierno de Pedro Sánchez. Actualmente, se contabilizan 25 brotes, es decir, una tercera parte de los brotes en España. Solo en las pasadas 24 horas se han sumado 361 contagios y nueve muertes.

De hecho, el foco que más preocupa en territorio español se encuentra en la provincia de Lleida, por culpa de la falta de previsión con los temporeros de la fruta, al que se ha sumado el de L’Hospitalet de Llobregat. Y ahora que la Generalitat tiene las competencias, trata de evitar nuevos confinamientos y el cierre de los colegios.

La consellera de Salut, Alba Vergés, ya aseguraba a finales de junio con los primeros brotes que Cataluña no iba a retroceder en la desescalada para frenar los contagios. Ante la aparición de brotes —según la dirigente— se tomarán las medidas necesarias porque «se ha entrado en una etapa de reanudación, de convivir con el coronavirus, de comprender cómo se comporta y transmite», según Vergés. Y esta estrategia, a pesar de todo, se mantiene.

Esto es algo que contrasta con la voluntad que reiteró el presidente de la Generalitat, Quim Torra, de que el Gobierno español endureciese sus medidas durante los tiempos más dificiles de la pandemia en España.

El último brote que ha aparecido se localiza en Hospitalet de Llobregat (en Barcelona). En la última semana ha pasado de 31 a 107 casos y la situación más crítica se ha detectado en el barrio de La Torrassa, donde han pasado de 4 a 37. Además de los de La Torrassa también hay contagios en los barrios de Collblanc, La Florida y Pubilla Cases.

La alcaldesa, Núria Marín, ha explicado este sábado que ha solicitado a Salud las direcciones de los infectados para que técnicos del Consistorio “acudan a comprobar si las condiciones de confinamiento son óptimas y en el caso de que no lo sean, buscar una solución”, lo que podría llevar a un nuevo confinamiento en Cataluña.

La provincia que ya está viviendo un retroceso en el confinamiento es Lleida, donde el Govern ha añadido este sábado el confinamiento de todas las residencias. En la demarcación hay unos 20 brotes repartidos entre empresas, residencias y otros ámbitos, como el familiar, que están siendo objeto de vigilancia y rastreo de contactos. 

Focos en industrial alimentarias

También ha habido dos focos relacionados con la industria alimentaria: en La Garrotxa (Girona) y en el Matadero Frigorífico Avinyó de Barcelona. En el primero de los casos afectó a más de una treintena de personas, la mayoría de ellas trabajadores de la empresa Noel Alimentaria. En el caso de Avinyó, hubo una decena de casos cuyo origen procedía de una fiesta celebrada en Manresa.

Otra fiesta en Vilassar de mar ha originado recientemente un brote, después de que una decena de jóvenes presentaran síntomas de fiebre y diarrea tras haber participado en una fiesta multitudinaria en la playa de Palomares. 

La principal reacción de la Generalitat ha sido hacer obligatorio el uso de la mascarilla en cualquier situación bajo multa de 100 euros en caso de no obedecer. Pero todavía se está esperando un documento que regule las múltiples excepciones a esta medida. En Lleida, la Generalitat ha aconsejado a las personas mayores que no salgan de casa. Pero nada más.

Mientras tanto, Torra sigue acusando al Gobierno de Pedro Sánchez de agravar la situación creada por la pandemia por haber retrasado lo que entonces definió como “confinamiento duro”.


Si le ha interesado esta información, únase a nuestro canal de Telegram para recibir toda las novedades nacionales e internacionales que publicamos sobre el coronavirus: https://t.me/economiadigital_es




Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *