El Real Madrid conquista su 34º título de Liga

El conjunto madridista ha sumado su trigesimocuarto trofeo liguero después de no fallar en su estadio ante el ‘Submarino Amarillo’ gracias a dos tantos de Karim Benzema, uno de ellos de penalti. Vicente Iborra ha


El conjunto madridista ha sumado su trigesimocuarto trofeo liguero después de no fallar en su estadio ante el ‘Submarino Amarillo’ gracias a dos tantos de Karim Benzema, uno de ellos de penalti. Vicente Iborra ha descontado para los visitantes en el tramo final, pero el equipo de Zinédine Zidane, con algo de sufrimiento, han sabido mantener la ventaja para asegurarse el triunfo que le da matemáticamente el título.

El Madrid conquistó su tercera Liga en esta década, que une a las logradas en las temporadas 2011-2012 y 2016-2017, y sólo la séptima en este siglo XXI. Es el segundo título del club en esta campaña tras la Supercopa de España.

Sin contar la Copa Eva Duarte de la temporada 1946-47, que el club no señala en su palmarés en su web, ni las dos Copas Latinas (1955 y 1957), porque era entre Federaciones, el Real Madrid posee 91 títulos.

El conjunto madridista recuperó el trono liguero tres años después de haberlo ocupado por última vez. No le hizo falta un partido excesivamente brillante para ser el campeón de una Liga marcada por el parón provocado por el coronavirus y volvió a tirar de la efectividad, delante y atrás, mostrada desde la reanudación del campeonato a mediados de junio. 

 

El campeón no se bajó de la ola en la que se había subido desde que se dio el visto bueno a la vuelta del torneo. Ante un Villarreal menos incómodo de lo esperado, sacó partido a su mejor inicio y a un error de la zaga visitante para gestionar el partido con calma y sin aparente esfuerzo para acabar con la emoción sin depender de lo que pasase en el Camp Nou, donde su rival por el título además falló. 

 

Karim Benzema, seguramente uno de los jugadores más destacados de la campaña merengue, fue el encargado de sellar el título con un doblete que le mantiene en la pelea por el ‘pichichi’ y le permite superar la cifra de los 20 tantos ligueros por cuarta ocasión en su etapa como madridista. El segundo, después de lanzar un penalti que anteriormente había sido invalidado por haber invadido él mismo el área para emular la jugada con Sergio Ramos de ejecutar la pena máxima a dos toques y culminarla él. 

 

Hasta que llegó ese 2-0, el partido no había tenido mucha historia, en parte porque los de Zinédine Zidane bajaron el ritmo a partir del 1-0 y en parte porque los de Javi Calleja no opusieron demasiada resistencia pese a jugarse solventar su billete europeo. Su mayor ímpetu tras el descanso tampoco le dio para crear problemas a un rival que dio la sensación de jugar más con el resultado que de buscar un resultado más tranquilizador que llegó tras otra pérdida visitante. Sin embargo, Iborra metió algo de emoción a un final que hizo temer, aunque la angustia habría quedado en nada por la derrota del FC Barcelona. 

 

EMOCIÓN AL FINAL 

 

El Real Madrid supo jugar bien con la tensión del encuentro, ‘ayudado’ también porque el ‘Submarino Amarillo’ prescindió de algunos titulares como Cazorla o Iborra, y dispuso un once algo más defensivo. Enganchado a un sensacional Luka Modric, el equipo local tomó el mando del partido y aunque las ocasiones no eran constantes, no perdonó un error en la salida del Villarreal. Chakla eligió sacar el balón por el centro y por ahí apareció Casemiro para provocar el robo. La pelota cayó en los mejores pies, los del ’10’ croata, que supo esperar el momento adecuado para cederle a Benzema que no perdonó ante Asenjo. 

 

No hubo mucho más en la primera mitad, y tampoco lo hubo en la segunda salvo a partir del 2-0. El Real Madrid sólo amenazó con una jugada de Carvajal y prefirió tratar de controlar el partido, mientras el Villarreal intentaba animarse con los cambios de Bruno, Cazorla, Iborra y Ontiveros, aunque Courtois continuó sin vivir agobiado.

 

Cuando el partido andaba adormecido por el ritmo, otro robo, esta vez de Sergio Ramos, terminó en el discutido penalti sobre el capitán. Tras el intento fallido de ejecutarlo en dos toques con Benzema, el francés pareció ajusticiar el título, sobre todo por las noticias que llegaban desde Barcelona. En cambio, un cabezazo de Iborra provocó por primera vez los nervios en las filas madridistas y Courtois tuvo que intervenir para evitar un empate que habría empañado la celebración en final. 

 

FICHA TÉCNICA. 

 

–RESULTADO: REAL MADRID, 2 – VILLARREAL, 1 (1-0, al descanso). 

 

–ALINEACIONES. 

 

REAL MADRID: Courtois; Carvajal (Lucas Vázquez, min.84), Varane, Sergio Ramos, Mendy; Modric (Valverde, min.84), Casemiro, Kroos (Isco, min.84), Rodrygo (Asensio, min.62), Benzema y Hazard (Vinicius, min.62).

 

VILLARREAL: Asenjo; Mario, Chakla, Pau Torres, Quintillà; Rubén Peña (Bruno Soriano, min.46), Anguissa (Trigueros, min.81), Morlanes (Cazorla, min.62), Moi Gómez (Iborra, min.62); Chukwueze (Ontiveros, min.46) y Gerard. 

 

–GOLES. 

 

1-0, minuto 29. Benzema. 

2-0, minuto 77. Benzema, de penalti. 

2-1, minuto 83. Iborra. 

 

–ÁRBITRO: Hernández Hernández (C.Las Palmas). Amonestó a Carvajal (min.54) y Modric (min.62), por el Real Madrid, y a Chakla (min.18) y Quintillà (min.68), por el Villarreal.

 

–ESTADIO: Alfredo di Stéfano.


Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *