Los municipios de Madrid buscan medidas eficaces para frenar el avance de la pandemia

Más allá del confinamiento voluntario y el cierre de bares y restaurantes decretado en Tielmes, otros municipios de la región están tomando por su cuenta medidas para tratar de contener el avance del coronavirus, como


Más allá del confinamiento voluntario y el cierre de bares y restaurantes decretado en Tielmes, otros municipios de la región están tomando por su cuenta medidas para tratar de contener el avance del coronavirus, como el cierre de parques públicos y piscinas o el precinto de espacios públicos donde se hace botellón.

El cierre de zonas de juego y biosaludables y el precinto de espacios públicos donde se hace botellón son algunas de las nuevas medidas que el Ayuntamiento de San Fernando de Henares ha anunciado este lunes para prevenir la propagación del virus. Estas medidas se suman a las adoptadas la semana pasada como la prohibición del uso de mesas de merendero y de juegos y labores intensivas de limpieza y desinfección en las áreas más frecuentadas.






La Comunidad de Madrid ha pedido a sus ciudadanos que eviten “interacciones sociales innecesarias” como reuniones sociales o familiares, pero rechaza la vuelta a un confinamiento





En Algete han adelantado el cierre de sus parques más grandes, el de los Olivos y el de Europa, para evitar concentraciones de vecinos y los “temidos” botellones. Además, se han habilitado todas las fuentes de parques público y colegios, ante la imposibilidad de desinfectarlas entre varios usos.

En Alcobendas han adelantado dos horas el cierre de cuatro de sus parques más grandes y frecuentados, además del cierre de otros dos. San Sebastián de los Reyes ha reforzado su plan de seguridad para evitar aglomeraciones, especialmente desde este lunes, cuando deberían haberse iniciado las fiestas locales y sus famosos encierros.

El Ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón ha ordenado el cierre del parque Cerro de los Perdigones en horario nocturno, una medida de protección ante la propagación del coronavirus motivada también por haber detectado en la zona concentraciones de jóvenes. Esta nueva iniciativa se suma a otras que se han activado desde el Consistorio de Pozuelo para hacer frente a la propagación de este virus, como la clausura hace unos días de las pistas deportivas del parque Carlos Sainz por seguridad y prevención.



El único problema con Madrid es que las cosas se tienen que hacer deprisa, porque está evolucionando rápido”









En Colmenar Viejo continúa trabajando el grupo de informadores de prevención sanitaria que el Consistorio puso en marcha a comienzos de mes para concienciar a los vecinos en las zonas de mayores concentraciones de personas de la obligación de usar mascarilla en espacios públicos.

En Parla, el Ayuntamiento decidió adelantar el jueves el cierre de las piscinas municipales y ha suspendido temporalmente las actividades grupales y los entrenamientos en campos de fútbol y en pabellones deportivos. Así mismo, ha adelantado a las 21.30 el cierre de los parques. La misma medida ha adoptado el Consistorio de Valdemoro en ocho parques que disponen de vallado y puertas.

Colmenar de Oreja ha anunciado este lunes el cierre de la piscina municipal y la cancelación de todas las actividades deportivas que se desarrollan en esta instalación tras varios casos positivos de coronavirus. Fuenlabrada ha suspendido las actividades culturales, ha adelantado el cierre de parques y la clausura de su piscina municipal al próximo viernes 28 de agosto, además de incrementar la vigilancia policial de espacios públicos.


El aumento de casos de coronavirus, más de 19.000 nuevos desde el viernes y 2.060 en las últimas 24 horas, ha llevado a las comunidades autónomas con mayor número de brotes a tomar medidas más drásticas










El aumento de casos de coronavirus, más de 19.000 nuevos desde el viernes y 2.060 en las últimas 24 horas, ha llevado a las comunidades autónomas con mayor número de brotes a tomar medidas más drásticas para evitar las reuniones sociales, consideradas ahora el principal foco de la expansión de la pandemia. La Comunidad de Madrid ha pedido a sus ciudadanos que eviten “interacciones sociales innecesarias” como reuniones sociales o familiares, pero rechaza la vuelta a un confinamiento que limite la actividad económica y el trabajo.

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, ha explicado hoy que Madrid está ahora en la situación por la que han pasado otros territorios desde el fin del estado de alarma, como Aragón, Catalunya o el País Vasco, y se ha mostrado convencido de que “en los próximos días” controlará la transmisión.

“El único problema con Madrid es que las cosas se tienen que hacer deprisa, porque está evolucionando rápido”, ha advertido Simón, quien, sin embargo, ha hecho también hincapié en que el Gobierno regional está realizando “todos los esfuerzos” en colaboración con el Ministerio de Sanidad. Entre ellos, el control de la movilidad en Tielmes, el primer municipio de la Comunidad de Madrid donde la alta tasa de contagios ha llevado a ordenar el cierre de bares y restaurantes y a recomendar salir de casa lo menos posible. El pueblo de Tielmes registra en total 45 positivos, según han señalado este lunes fuentes de la Consejería de Sanidad a Efe. De estos 45 contagiados, 39 son residentes en Tielmes y 6 proceden de otras localidades, en concreto de Madrid y Bilbao.





Pese al avance del virus en la Comunidad de Madrid, el consejero de Justicia, Interior y Víctimas, Enrique López, ha dicho este lunes que el Gobierno regional quiere evitar llegar al confinamiento total. “En estos momentos, tenemos que ser muy responsables, dar la información tal cual se produce y no alarmar”, ha señalado López en declaraciones a Cuatro.






Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *