Tres menores se encuentran desaparecidos en distintos puntos de Madrid

Tres adolescentes, que no guardan relación entre ellos, se encuentran desaparecidos desde hace varios días en la Comunidad de Madrid. Se trata de fugas voluntarias, pero las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, junto a los


Tres adolescentes, que no guardan relación entre ellos, se encuentran desaparecidos desde hace varios días en la Comunidad de Madrid. Se trata de fugas voluntarias, pero las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, junto a los familiares y amigos de estos menores trabajan para localizarlos y la asociación SOS Desaparecidos ha difundido carteles de ellos en busca de ayuda.

El primero es Ángel García Sánchez, que se fue de su casa de Boadilla del Monte el domingo. Tiene solo 15 años y vestía ese día camiseta blanca, pantalón negro y zapatillas bancas tipo Jordan. Ya había huido de casa y se había refugiado en casa de amigos en otras ocasiones.






La segunda desaparición es la de Fatima El Ibrahimi, cuya pista se perdió ayer jueves cuando abandonó, sin dar aviso a su familia, la vivienda que compartía con ellos en Collado Villalba. La chica tiene 17 años, mide 1,60 metros de estatura, tiene el pelo negro y largo, ojos marrones y luce turbante.


El tercer desaparecido se llama Daniel Alexander Martín Pérez. Tiene también 17 años, mide 1,70 metros de altura, complexión atlética, ojos castaños claros, pelo rizado y castaño oscuro. También se fugó de forma voluntaria este martes y su familia no sabe dónde está.







La asociación SOS Desparecidos también ha informado de que han localizado a Naiara Jiménez Jiménez, la adolescente de 14 años que se encontraba en paradero desconocido en Bilbao desde el jueves. Al ser menor de edad no han especificado más detalles del hallazgo.



El 90% vuelven a casa

Aumentan las desapariciones de menores de edad





El presidente de SOS Desaparecidos, Joaquín Amills, ha indicado una entrevista con Europa Press que están recibiendo un aumento de casos de menores desaparecidos, aunque afortunadamente en el 90% de los casos aparecen y vuelven a casa. Así, ha apuntado que la mayoría se esconden y duermen en casas de amigos o conocidos, con la connivencia de adultos.

Por eso, Amills pide un cambio legal y mayor actuación policial contra los adultos que acogen a menores desaparecidos en sus casas porque puede tratarse de delitos. Además, aboga por que la Fiscalía de Menores implemente medidas de apoyo a la comunidad para los adolescentes que reiteradamente se fugan, cuya búsqueda comporta un gasto para las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad.





El presidente de la entidad de ayuda a familiares de personas desaparecidas también aboga por la realización de unas jornadas que aborden el tema de los menores desaparecidos, en la que participen la Fiscalía, los distintos Cuerpos Policiales, psicólogos, criminólogos, equipos docentes y una representación de centros de menores.








Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *