El Congreso da el primer paso para limitar el Poder Judicial en funciones

EFE/MariscalUna imagen de archivo de la vista de pleno del Congreso de los Diputados. El Congreso de los Diputados da el primer paso para limitar al Poder Judicial en funciones. La Cámara Baja ha dado

El Congreso de los Diputados da el primer paso para limitar al Poder Judicial en funciones. La Cámara Baja ha dado este martes luz verde a la tramitación de la proposición de ley que presentaron PSOE y Podemos para limitar las funciones del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) cuando este se encuentra en interinidad, como ocurre desde hace dos años. De esta manera, el Gobierno consigue presionar al PP para que llegue a un acuerdo. El propio Pedro Sánchez ha llamado esta tarde a Pablo Casado para lograr un pacto que no ha fructificado.

La proposición ha sido admitida a trámite con 188 síes, 152 noes y 7 abstenciones. El Gobierno se ha valido de la mayoría de la investidura y de los presupuestos generales para iniciar el recorrido en la Cámara del plan para limitar al Poder Judicial.

La base del proyecto, registrada el pasado 2 de diciembre, es limitar las decisiones que puede tomar un CGPJ cuando su mandato haya expirado. En concreto, pretende evitar que nombre altos cargos, como ocurrirá este jueves. En concreto, recoge que el órgano de Gobierno de los jueces no debe nombrar al presidente del Tribunal Supremo, a los presidentes de las Audiencias, de los Tribunales Superiores de Justicia, de la Audiencia Nacional, a los presidentes de Sala y a los magistrados del Tribunal Supremo y del Tribunal Constitucional.

Los socialistas han insistido en echar la culpa al PP de la situación de bloqueo que vive el órgano de Gobierno de los jueces. El diputado del PSOE Francisco Aranda ha lamentado que los de Pablo Casado se han parapetado en la presencia de Podemos en las negociaciones para no precipitar un acuerdo.

El bloqueo por parte del PP impide el normal funcionamiento de un poder clave. Es irresponsable y perjudicialFrancisco Aranda, diputado del PSOE

“El bloqueo por parte del PP impide el normal funcionamiento de un poder clave. Es irresponsable y perjudicial”, ha lazando Aranda, quien ha recordado que los de Casado han negado tres veces el pacto y que, por eso, los partidos de la coalición se han visto obligados a presentar la proposición que no contemplaba el cambio en el método de elección de la cúpula judicial a diferencia del plan de reforma exprés que planteó el Ejecutivo y que levantó suspicacias en la Unión Europea porque pretendía reducir la mayoría necesaria para renovar el CGPJ y dejarla en la mayoría absoluta de 176 escaños.

El diputado de Podemos y portavoz de los Comunes, Jaume Asens ha salido a echar un capote a su colega socialista para defender en la tribuna la proposición. Asens ha acusado a PP y Vox de “atrincherarse” en el poder judicial cuando pierden las elecciones: “Siempre han creído que cualquier gobierno que fuera el suyo es ilegítimo. Como la corona, creen que el poder les pertenece por cuna”.

Los populares han reiterado su ‘no’ a la proposición. El diputado popular Luis Santamaría ha hecho una lectura contraria sobre la oferta de la coalición: “Ustedes quieren imponer a los jueces un Gobierno de los jueces monocolor. Y eso es inaceptable. Esta proposición no es más que un nuevo ataque a la independencia judicial. Nos acusan de bloquear la renovación del Consejo cuando ningún grupo en esta Cámara tiene el número suficiente de escaños de bloquear el Consejo”.

Esta proposición no es más que un nuevo ataque a la independencia judicialLuis Santamaría, diputado del PP

Bildu y el PRC han asistido al Gobierno de coalición en su propuesta de reforma. Ambas formaciones la han apoyado. La vasca porque considera que el PP no puede seguir patrimonializando la Justicia y la cántabra porque está de acuerdo en que un CGPJ en funciones no debería tener plenas competencias. Pero Cs considera que la proposición es un “insulto”. El portavoz, Edmundo Bal, ha acusado a la coalición de buscar que los principales puestos de la jerarquía judicial queden vacantes. “Quieren que no se nombren y generar el caso”, ha lanzado.

“Ya no estamos en el bipartidismo”

Cs quiere que los doce vocales sean nombrados no por los partidos en el Congreso, si no por jueces y magistrados. Bal ha declarado “colapsado” el actual sistema: “Ya no estamos en el bipartidismo, dejen de pensar en 10 para mi y 10 para ustedes”.

El portavoz naranja ha seguido el criterio de las principales asociaciones de de la judicatura, quienes lamentan la “concepción patrimonial” que los políticos tienen de la Justicia. El portavoz de Compromís, Joan Baldoví, ha dado la razón a Bal: “El sistema está agotado”.

La mayoría del resto de partidos han coincidido en que la política y las altas magistraturas tienen nexos que están generando el bloqueo de la renovación del CGPJ. El problema es que no se han puesto de acuerdo en cómo solucionarlo o quién tiene la culpa.

Unos han calificado como “parche” la oferta que la coalición ha presentado a los diputados y otros, como la diputada de Vox Macarena Olona, quien ha vinculado los planes del Gobierno a un “golpe de Estado”, la ven como un ataque a la independencia judicial. Tan grave, que la extrema derecha ha anunciado con sus 52 diputados, recurrirá la proposición al Tribunal Constitucional.


Photo gallery
La España de Felipe VI


See Gallery








Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *