Ana Obregón se gana el corazón de miles con su mensaje a lo largo de las Campanadas de TVE

Ana Obregón volvió a enseñar las Campanadas en TVE en un año muy duro para ella tras la pérdida, en el mes de mayo, de su hijo Aless, de 27 años, gracias a un cáncer. 

Ana Obregón volvió a enseñar las Campanadas en TVE en un año muy duro para ella tras la pérdida, en el mes de mayo, de su hijo Aless, de 27 años, gracias a un cáncer. 

Obregón estuvo acompañada de Anne Igartiburu, recurrente de los últimos tiempos en las uvas de la cadena pública, y lanzó un mensaje de casi dos minutos que conmovió a la audiencia y a su compañera, a quien se le podían casi ver lágrimas en los ojos.

“Diré una cosa que siempre decía mi hijo Aless. Lo más esencial en esta vida es dedicar tiempo y amor a las personas que quieres, porque en el momento en que te vas es lo único que te llevas. Mas para dedicar ese tiempo tienes que tener a quienes quieres contigo. Y para conseguir eso debemos ser responsables. Y los españoles lo somos. Si me perdonas, Anne, todos los años que he retransmitido las Campanadas aquí en TVE he mandado un beso a mi hijo, que me veía desde casa. Este año no puede ser y, con vuestro permiso, se lo mando al cielo”.  

Con una entereza que varios han relevante, Obregón logró seguir estando sosiega y no romper a plañir, a pesar de que se le apreciaba la emoción. 

“Nos encontramos contigo siempre. Tú nos has demostrado entereza y alegría, mucha alegría siempre”, le dijo Igartiburu. 

Entonces, Obregón explicó la causa por la cual aceptó retransmitir las Campanadas:

“ por lo cual quería estar aquí es porque la multitud viera que, aun siendo una madre que ha perdido un hijo, estoy mandando un mensaje de promesa a toda España y un mensaje de decirles que sé que todo el mundo lo está pasando mal, ciertos peor que otros, y que sólo depende de nosotros. Y ahora puestos a pedir, yo deseo soliciar más dinero para la investigación del cáncer, porque de año en año mueren 300 personas todos los años en España. Son los enormes olvidados. Sé que la pandemia es tremenda, mas el cáncer asimismo”. 

Un alegato que conmovió a muchos de los que veían directamente la cadena pública: 




Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *