El PSOE de Madrid compra una base de datos a una start-up para enviar SMS con propaganda electoral de Ángel Gabilondo tras denunciar el PSOE al PP por lo mismo en las elecciones del 10N

Categorías Datos personales Recursos utilizados Hablar con la fuente involucrada Expertos Fuentes oficiales (comunicados, bases de datos, BOE) Más de 200.000 personas de Madrid han recibido un SMS en su móvil de parte del candidato

Categorías

Datos personales

Recursos utilizados

Hablar con la fuente involucrada

Expertos

Fuentes oficiales (comunicados, bases de datos, BOE)

Más de 200.000 personas de Madrid han recibido un SMS en su móvil de parte del candidato a las elecciones de la comunidad del PSOE-M, Ángel Gabilondo, sin ser conscientes de cómo su número de teléfonos ha llegado a la base de datos socialista.  Los datos de contacto parecen haber salido de una empresa de márketing llamada Tagada Media, que les habría entregado el paquete de números de contacto “anonimizados” y, según el partido, con el consentimiento debido para recibir propaganda política.

El mensaje del PSOE de Madrid anima a la gente a votar al partido con el siguiente texto: “Queremos un Gobierno en serio que no deje a nadie en el camino. Y queremos contar contigo. ¿Te unes? #HazloxMadrid”. Adjunta un enlace que lleva a una nueva conversación de WhatsApp con un mensaje predeterminado de apoyo. Según la formación autonómica, el mensaje se ha enviado a 249.107 personas

SMS mandado por el PSOE-M para pedir el apoyo para Ángel Gabilondo.

Esos más de 200.000 contactos habrían salido de una empresa que comercializa con datos personales. Estas empresas se conocen como ‘data brokers’ y se dedican a recabarlos de distintas fuentes en internet: a veces, de registros públicos y redes sociales y otras usando diferentes estrategias, como diseñar concursos u ofertas a los que la gente se apunta con su nombre, correo electrónico, número de teléfono, dirección, etc. Esos datos son entonces empaquetados y vendidos a otras empresas u organizaciones. En el caso de Tagada Media, trabajan con la segunda opción: consiguen datos a través de registros en diferentes páginas temáticas o encuestas.

Durante el período electoral, la ley permite que se envíe propaganda a través de medios digitales. Al ser una comunicación política cuenta con más garantías que una comunicación comercial, pero hay especialistas en derecho digital que consideran que el consentimiento genérico para un envío de estas características no es válido y que las personas deben ser advertidas de que se van a usar sus datos con ese fin..

Los números de teléfono se obtuvieron con la compra de un paquete de datos a la empresa Tagada Media

Desde PSOE de Madrid afirman a Maldita Tecnología que la base de datos se compró a una empresa que se dedica a la compraventa de datos y que se recabaron a través del uso de distintas aplicaciones en cuyos términos y condiciones figuraba que los usuarios aceptaban recibir “contenido político”. También nos dicenque recibieron los números anonimizados y segmentados para población de Madrid. 

Tagada Media es una empresa francesa de márketing con presencia en España y Estados Unidos que genera bases de datos a través de lo que se conoce como ‘leads, una táctica para conseguir datos de un usuario a cambio de una recompensa o un beneficio para él. Esta recompensa no tiene por qué ser económica: el acceso a un periódico, la inscripción a una newsletter de decoración o de recetas, una encuesta o un sorteo para una bonoloto pueden servir para este fin.

Por poner algunos ejemplos, Tagada Media dice que trabaja con páginas web temáticas a través de las cuales recaba datos sobre potenciales clientes. Entre el catálogo de sitios encontramos varias páginas de recetas con suscripción a newsletters, páginas de apuestas para distintos juegos online, encuestas con recompensas de 300 euros o descuentos de seguros familiares en los que se piden datos como teléfonos, direcciones y código postal. Cada una con su propia política de privacidad.

¿Sirven esos datos para enviar propaganda electoral? Pues hay diferentes interpretaciones

Según el PSOE-M, los números de teléfono que recibieron pertenecían a personas que habían dado su consentimiento para que se las contactara con “contenido político”. Según explica a Maldita Tecnología Jorge García Herrero, abogado especializado en protección de datos del Grupo Secuoya, por mucho que en los términos de uso de una de estas páginas temáticas apareciese tal supuesto, la empresa debe “dar la opción para desmarcarse de algunas de las finalidades por las que se van a recoger datos”.

Además, según este abogado, la recogida y venta de datos por parte de Tagada Media se habría hecho con una finalidad comercial, diferente a la comunicación de propaganda electoral para unas elecciones: “Habría que examinar qué política de privacidad ha aceptado la persona que ha autorizado el tratamiento de sus datos y si el consentimiento es para recibir contenido de carácter político”, señala.

Por otro lado, habría que conocer también si la base de datos tenía segmentada a las personas según sus preferencias políticas, ya que ese tratamiento de datos sí que no está autorizada en la Ley Orgánica de Protección de Datos (LOPD).

Desde Maldita Tecnología nos hemos puesto en contacto con Tagada Media para consultar si obtienen datos de alguna otra fuente y también para saber a qué tipo de directorio tuvo acceso PSOE Madrid para enviar estos mensajes de texto pero al cierre de esta información no hemos obtenido respuesta.

El PSOE denunció al PP ante la Junta Electoral Central por la misma práctica en las elecciones generales del 10N, en 2019

En las elecciones generales del 10 de noviembre de 2019, el PP también envió un SMS con propaganda electoral de Pablo Casado, en este caso a más de un millón de personas. Tal y como te contamos entonces en Maldita.es, el partido aseguró que había comprado un directorio de contactos anonimizado a una empresa llamada Iberinfo.

Sin embargo, desde esa empresa nos explicaron que en realidad había actuado de intermediaria con una pequeña compañía llamada AD735 que operaba como un ‘data broker’: recopilaba datos personales para luego venderlos, pero de manera opaca. El número de contacto que daban en su página web era falso y los correos electrónicos que mandamos desde Maldita.es no llegaban a su destino. También la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) la ha sancionado en ocasiones previas.

Poco antes de la jornada electoral, el PSOE denunció al PP ante la Junta Electoral Central (JEC) por la campaña masiva de SMS. Según recogió entonces elDiario.es, el PSOE alegaba una «posible vulneración de la legislación de protección de datos» de las personas que recibieron los mensajes.

La JEC no sancionó al PP porque los números estaban anonimizados y en teoría no se identificaba a la persona propietaria, pero sí que especificó que se debía configurar una fórmula para que aquellas personas que no desean recibir propaganda electoral puedan tenerlo asegurado aunque se adquieran sus datos a través de una empresa intermediaria. Esto, con el funcionamiento de los ‘data brokers’, es un asunto complicado.

Al final, la JEC se desmarcó de una posible vulneración en materia de protección de datos porque no podía valorar si la empresa AD735 había obtenido los datos de los contactados de manera fraudulenta o no. O, como mínimo, sin ser transparentes con los usuarios ni advertir que luego se compartirían para otros fines.

Ejerce tu derecho de oposición si no quieres que el partido use tus datos para contactarte

En el artículo 58 bis de la ley electoral está contemplado que los partidos puedan “utilizar datos personales obtenidos en páginas web y otras fuentes de acceso público para la realización de actividades políticas durante el periodo electoral”. Eso sí, de “acceso público” no significa que puedan comprar tus datos a una intermediaria que ha incluido un consentimiento genérico en sus condiciones de uso y que ha obtenido los datos por otras fuentes que el scrapeo de sitios públicos.

Si no quieres que este o cualquier otro partido usen tus datos personales para contactarte u otros fines, siempre puedes ejercer tu derecho de oposición, del cual te hablamos a fondo en este artículo de Maldita Tecnología.

En el caso del mensaje de texto de Ángel Gabilondo tendremos que seguir el proceso que indicamos en el artículo y escribir un correo al Delegado de Protección de Datos del PSOE, ya que el mensaje no incluye una forma de darse de baja de las comunicaciones.

Esta pieza se actualizará si recibimos información por parte de la empresa intermediaria.


Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *