El enfrentamiento pone de relieve la polarización de la campaña y la pandemia centra los reproches entre candidatos

MADRID, 22 Abr. (EUROPA PRESS) – El único enfrentamiento entre los seis candidatos a la Presidencia de la Red social de La capital española, celebrado este miércoles en Telemadrid, ha constatado la polarización de bloques


MADRID, 22 Abr. (EUROPA PRESS) –

El único enfrentamiento entre los seis candidatos a la Presidencia de la Red social de La capital española, celebrado este miércoles en Telemadrid, ha constatado la polarización de bloques en la campaña –entre izquierda y derecha– y la pandemia ha protagonizado varios de los combates y reproches al llevar a cabo mención al número de contagios, muertes en residencias y la restauración económica.

El debate no ha deparado enormes sorpresas y los aspirantes se han ceñido a los mensajes ahora lanzados en campaña. El candidato socialista a la Comunidad de La capital de españa, Ángel Gabilondo, ha seguido esta tónica, con una intervención fundamentada en apelar a la no confrontación, más allá de que, fué en su minuto final donde dió la sorpresa al admitir que estaría presto a pactar con Unidas Podemos si eso logra «frenar, cerrar al paso al Gobierno de Colón» en la zona madrileña.

«Pablo, poseemos 12 días para ganar las elecciones», se ha dirigido al candidato de Unidas Tenemos la posibilidad de, Pablo Iglesias. Hablamos de la primera oportunidad en campaña que Gabilondo pide a Iglesias su acompañamiento directo si la izquierda consigue los escaños suficientes para poder gobernar. Hasta ahora había apostado por «huir de extremismos» al haber manifestado que «con este Pablo no».

GUERRA DE CIFRAS POR LA PANDEMIA

La cifra del número de muertos por Covid-19 fué entre los mayores puntos de desencuentro entre los seis candidatos, al igual que la administración de la pandemia que hizo el Gobierno regional de Isabel Díaz Ayuso, que ha recibido reproches desde los partidos progresistas.

En este sentido, Ayuso y Pablo Iglesias se han echado los muertos a la cara, uno como responsable de la gestión en la Comunidad de Madrid y otro como parte del Gobierno de coalición liderado por Pedro Sánchez y responsable de la gestión de las residencias de jubilados como vicepresidente segundo y ministro de Derechos Sociales y Agenda 2030.

Desde Mucho más Madrid y Podemos han afeado a la ‘habitual’ que la Red social de La capital de españa lidere «los peores datos» de todo el país al paso que el candidato del PSOE, Ángel Gabilondo, le ha acusado de tener una actitud ideológica frente a la pandemia.

Por su lado, Vox ha responsabilizado a Iglesias como parte del Gobierno central de estas cifras, censurando que haya aspirantes que tienen «la desfachatez, gobernando a nivel estatal» de haber llevado a España «a las peores cantidades de fallecidos» y después «ofrecer enseñanzas», al paso que Ciudadanos ha criticado que los partidos se dediquen «a politizar el mal».

Frente a todos y cada uno de los ataques, Ayuso ha defendido que ella no inventó el virus y ha recalcado que su Gobierno se echó «a las espaldas la compromiso de salir a por el virus», ha manifestado, al paso que ha defendido la puesta en marcha del Hospital Enfermera Isabel Zendal y el ejemplo en todo el mundo al no arruinar a la sociedad madrileña al «no encerrarla».

En cuanto a los muertos en residencias, compromiso de la Consejería de Políticas Sociales que dirigía Alberto Reyero (Cs), el candidato de esta capacitación, Edmundo Bal, ha defendido la decisión de denunciar los efectos de los protocolos para no derivar a jubilados, frente al candidato socialista, quien las ha tachado de «órdenes horribles».

La situación de la atención sanitaria a los mayores en dichas instalaciones también ha animado críticas a Iglesias por parte de Ayuso y Bal, quienes le han acusado de no visitar ni un solo centro a lo largo de la crisis del Covid-19, aunque la mucho más contundente fué Monasterio, que ha reprochado al Gobierno central no ofrecer «medicamentos ni batas a las viviendas» en el momento en que el PSOE y Unidas Podemos se erigieron como los desarolladores del «escudo social».

MENORES EXTRANJEROS, OTRO PUNTO DE DESENCUENTRO

Otra de las cuestiones que ha suscitado mayor combate entre los aspirantes fué los avisos de Vox en oposición a los menores extranjeros no acompañados. En concreto, Rocío Monasterio ha defendido a lo largo de su intervención que la Red social destina para cada menor un total de 4.700 euros al mes.

Dadas estas afirmaciones, Pablo Iglesias ha asegurado que estas votaciones «no tienen cabida en democracia» y que Vox se hace cargo de distribuir «propaganda filonazi» al haber amenazado asimismo con deportar a uno de los miembros de su candidatura «por ser negro».

Las formaciones de izquierda han recriminado a Isabel Díaz Ayuso las ‘colas del apetito’. Mónica García ha usado sus primeros minutos para emplazar a Ayuso a disculparse por «insultar» a quienes pasan hambre en la zona.

Por su parte, Díaz Ayuso ha replicado que a la izquierda «le chifla utilizar la pobreza para ponerle lupa y llevarla a la pancarta».

IGLESIAS INSTA A GABILONDO A SUBIR IMPUESTOS

En materia económica, el debate se ha basado en la subida de impuestos, con el candidato de la formación ‘morada’ defendiendo la subida a las rentas altas e interpelando a Gabilondo para que se sume a esta propuesta. En cambio, el socialista ha reiterado que «ahora mismo no».

«Desde el compañerismo» de saber que van a «gobernar juntos», le ha indicado Iglesias, que no es razonable que una persona que gane mucho más de un millón de euros no se esfuerce como en cualquier lugar del mundo». «Entendamos la situación actual, sé que comentando si tuviéramos mucho tiempo encontraríamos la solución, ahora mismo no», ha zanjado Gabilondo.

PEDRO SÁNCHEZ, TAMBIÉN EN EL DEBATE

Como viene siendo habitual en sus mítines de campaña, Díaz Ayuso ha hecho referencia al presidente de Gobierno, Pedro Sánchez, a quien ha acusado de estar «ausente» y de usar a sus ministros para atacarla «personalmente».

Además de esto, ha criticado que no lleguen las ayudas prometidas por el Gobierno central. «Llevamos bastante tiempo escuchando que Madrid es una bomba vírica, que hacía ‘dumping fiscal’…. somos una zona de nuevos negociantes que madruga bastante y no el Gobierno de España que no ha hecho nada y han arruinado a las familias», ha publicado.


Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *